sábado, 7 de septiembre de 2013

Cinco razones para NO comprar Xbox One o PS4

Cinco razones para NO comprar Xbox One o PS41. El excelente catálogo de PS3 y Xbox 360

Pese a que tengo una consola de actual generación desde 2007, todavía hay muchos títulos que no he tenido la oportunidad de jugar. En estos 7-8 años que llevan Xbox 360 y PS3 en el mercado, la cantidad de buenos títulos que han salido es realmente admirable, al punto que he dejado pasar algunos por comprarme otros. 

Este argumento toma más fuerza aún si usted en este momento no tiene ninguna consola. Sin duda, sería el mejor momento para hacerse con una PS3 o una Xbox 360, dos sistemas que se encuentran a un muy buen precio y con juegos que todo usuario de esta generación DEBE tener. Eso sin mencionar que muchos de estos títulos ya son una ganga en el mercado (nuevos o de segunda). 

*Tampoco olvidemos a los juegos indies que andan por Xbox Live y PSN. 



2. La falta de un juego “vende consolas” para Xbox One y PS4 

Microsoft y Sony han anunciado un catálogo bastante decente para sus próximos sistemas domésticos, sin embargo, no veo un juego que realmente me haga sopesar la idea de adquirir un Xbox One o un PS4. Títulos como Battlefield 4, Watch_Dogs, Assassin’s Creed 4: Black Flag, Call of Duty: Ghosts, Need for Speed: Rivals, serán de actual y siguiente generación. Es cierto, gráficamente serán mejores en Xbox One y PS4 pero la experiencia será prácticamente igual. 

Teniendo un Xbox 360 o un PS3, no me parece muy acertado comprar una consola next-gen para jugar un título que puedo disfrutar en mi consola actual. En cuanto a las exclusivas como Dead Rising 3, killer Instinct, Forza 5 (Xbox One), InFAMOUS: Second Son, Knack, Drive Club (PS4), no tienen lo suficiente como para que los considere un juego vende consolas. 



3. PS3 y Xbox 360 todavía tienen futuro 

Tanto Sony como Microsoft le apostarán a darle continuidad a sus actuales consolas. La llegada de PS4 y Xbox One no cambiará el presente de PS3 y Xbox 360 y ambas plataformas contarán con soporte, como mínimo, hasta 2016. Esto significa que ambas compañías seguirán lanzando juegos y servicios como Xbox Live y PSN estarán plenamente operativos en Xbox 360 y PS3 al menos por tres años más. Sin mencionar que en pocos días estará a la venta Grand Theft Auto V, juego que tomará meses para sacarle el jugo. 



4. Comprar consolas next-gen es muy costoso 

Si hay algo que se le abona al marketing es esa facilidad que tiene para hacernos desear algo cuando realmente no lo queremos. Aunque no me ha pasado con las consolas next-gen, lo más seguro es que muchos consumidores ya tengan destinados sus ahorros para comprar una de estas plataformas. Esto podría llevar a que, si no pre ordenaron la consola, paguen más de la cuenta con tal de tenerla antes de que acabe este año. 

En nuestro país es costoso por donde se vea. Naturalmente, los precios no se pueden igualar a los 399/499 que cuestan PS4 y Xbox One en EE.UU., e incluso en el mercado informal las consolas se venderán muy por encima de lo que realmente cuestan. El caso más crítico es el de Xbox One, en vista que la consola no llegará oficialmente a Colombia este año y el consumidor no tendría más remedio que mandarla a traer o comprarla en el mercado informal. Lo mejor es esperar a que “bajen los humos”, los precios se estandaricen un poco y se pague lo justo por la consola. 



5. Puede que el primer modelo de consolas next-gen no sea tan confiable 

Ojo, este punto es pura especulación, pero basado en algo que ocurrió en la actual generación. Solo hay que remitirnos a los primeros años de Xbox 360 con el famoso “anillo rojo de la muerte”, problema que afectó a un número bastante significativo de usuarios que adquirieron el primer modelo de Xbox 360. PS3 no se quedó atrás con las consolas FAT y la temida “luz amarilla de la muerte”. 

Aunque esperaría que Microsoft y Sony hayan aprendido de los errores del pasado, personalmente, nunca he confiado en los primeros modelos de consolas. En el peor de los escenarios, suponga que usted mandó a traer su consola de Estados Unidos y que efectivamente le salga defectuosa. Al no ser un producto adquirido en Colombia, olvídese que alguien le va a responder. Palabras más, palabras menos, sería echar 399/499 dólares a la basura. 

Por estas razones considero que lo más sensato es esperar, como mínimo, un año para comprar un Xbox One o un PS4. Es tiempo suficiente para analizar su desempeño, confiabilidad y ver como publishers y desarrolladores trabajan para robustecer el catálogo de juegos. 

Mientras tanto, hay que sacarle el jugo a su Xbox 360 y/o PS3 y busque juegos que no tenga en su biblioteca personal. Si no tiene idea de cuál comprar, la lista de Metacritic de los mejores juegos para esta generación en su respectiva consola podría ayudarle (Den clic sobre los títulos de más abajo para consultar el listado). 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...